La marca del chacal (letra de canción)

La marca del chacal

Si te abraza el destino, y tu nombre pronuncia

la masa permanece distante observando la escena:

La marca del Chacal manifiesta su ley.

“No vamos a cortar cabezas

No queremos acabar

como en la Revolución Francesa”

el Chacal decía,

estampando un tatuaje

como una protesta.

Los ojos centelleantes al fondo del túnel,

un silencio de misa, una histeria

cuando nadie la espera,

sube por la cornisa y después queda ahí.

Contra los militares, contra los terroristas

vos gritás la rabia y dolor de un amor exiliado.

El dardo apunta al cielo. La saeta se acerca.

La gente escuchaba animada,

una historia jamás descontada.

Una lucha imposible de armas inútiles

es un paso al abismo, polvo de ángel y esgrima.

Cuando rompe la trama, ulula el viento.

Y la gente se negaba a saber del pasado en la vida del otro

a través de los diarios.

Rumores de sirena secuestran la verdad.

Se consterna la escena, se aquieta,

vuelve a andar la rutina por la vida.

La gesta y el pueblo abandonaron las plazas.

El Chacal que devora injusticias,

no quiere quedarse en recuerdo.

“No vamos a cortar cabezas

No queremos acabar

como en la Revolución Francesa”

el Chacal decía,

estampando un tatuaje

como una protesta.

Un chico distraído

reclama unos videos

y vuele a su casa

a mirar la tevé.

Guardará en un cofre

los secretos sueños, la gloria,

la fiesta valiente.

Una lobezno observa detrás de la ventana

la marca del Chacal,

que esconde la insólita bravura del amor.

Letra: Lucía Angélica Folino
Música, voz y producción: Lorenzo Gabetta.

 
Se puede escuchar la canción en :