Nuevas invocaciones de la ausencia

Volví a Buenos Aires y con la tranquilidad del hogar y mi pc de escritorio puedo reanudar la lectura en las redes sociales.

 

 

Esta serie de  poemas forma parte del  libro Nuevas invocaciones de la ausencia las compartí hace un tiempo y que reitero por lo apropiado de la oportunidad.

Es un pequeño homenaje a las Voces de Antonio Porchia. 

 

 

1.- En la potencia desnuda de la noche

caben los párpados sellados por la noche.

La noche que viene, supura y huye.

 

2.-

El soplo de la forma

se deshace.

Cae en terreno baldío su osamenta.

La forma muere idea cuando deja de ser sombra.

 

3.-

Ofrece tu limosna al rico para que se confíe y fortalezca.

 

Solo él sabrá provocar  con ella la revolución que nunca llega.

El dinero es su debilidad. La tuya, debería ser la astucia.

 

4.-

La vida como un charco de agüita clara

se tiñe de lodo si la toqueteas demasiado.

Deja a las lluvias hacer su trabajo.

 

6.-

Los ruidos molestos en el desierto

son música para los médanos.

No juzgues a los ruidos por su incapacidad de ser mudez.

 

7.-

El eco del silencio de lo que no puede ser dicho

es la transustanciación del pan y el vino/

su sacramento.

8.-

Si apresuras el camino hasta llegar a la orilla,

la orilla quedará más cerca de tu última cena.

Aunque tu última cena

la hayas tenido cuando fuiste abandonado

por el amor de tu vida, en otra vida.

9.-

El árbol de la abundancia reverdece el poema.

Suelta sus riendas,

espuma horizontes.

El árbol de la sequía robustece el poema.

lo perturba

y construye su telaraña.

El árbol de la historia mata el poema.

Aquellos que se amaron

son sus testigos predilectos y

forjadores de su desaparición.

 

10

Los enunciados de la lluvia,

las notas del relámpago,

los lenguajes del accidente

el sermón del silencio,

no son sino herejías,

añaden palabra

a la ausencia de sentido de la ausencia.

11.-

Pronunciar el nombre correcto del resplandor

o equivocarse la sílaba que lo precede avergonzado

briznas de hierba, nomás,  en tu cama funeraria.

 

12.-

Cuando veas un gladiolo

no te espantes,

solía ser

una flor simbólica para los enamorados.

Cuando veas un enamorado

no te espantes,

solía ser

un hombre que amaba los gladiolos.

 

La ilustración es un recuerdo de la Alcazaba de Almería que aunque no comparta la magnificencia deslumbrante de La Alhambra es una construcción maravillosa que evoca una tradición memorable con la belleza de lo simple y nos conecta con el periodo medieval, para permitirnos comprender la complejidad del presente postcontemporáneo.

19894789_465800220440143_4682112181358574588_n

21 pensamientos en “Nuevas invocaciones de la ausencia

  1. Mi estimado Nube :
    No recuerdo tener tu mail ni siquiera puedo asociar tu nombre con alguien real que haya conocido personalmente o a través de las redes de internet.
    Me gusta como escribes, cómo piensas y no puedo agregar nada a los que dices de Kristina, quien ayer perdió dramáticamente las elecciones.
    No vas a creer lo relajada que estoy de que la agenda de los poderosos se vaya conociendo y los ciudadanos ya no coman vidrio molido.
    Nosotros tenemos este espacio donde la poesía es nuestro amo y señor, la dueña de nuestros corazones, y no sé si sale más barato. Al final, ser poeta va a resultar cada vez más caro, porque según las leyes del mercado: lo que escasea sube de precio.
    Lu
    (lafolino@gmail.com whatsapp: +541155991820 )
    Me resulta muy difícil empatizar con un nick.

    Me dice wordpress que este comentario ya lo envíe antes. No lo encuentro. El sistema funciona con demasiadas grietas para ser confiable.

    Me gusta

  2. Mi estimado:
    No recuerdo tener tu mail ni siquiera puedo asociar tu nombre con alguien real que haya conocido personalmente o a través de las redes de internet.
    Me gusta como escribes, cómo piensas y no puedo agregar nada a los que dices de Kristina, quien ayer perdió dramáticamente las elecciones.
    No vas a creer lo relajada que estoy de que la agenda de los poderosos se vaya conociendo y los ciudadanos ya no coman vidrio molido.
    Nosotros tenemos este espacio donde la poesía es nuestro amo y señor, la dueña de nuestros corazones, y no sé si sale más barato. Al final, ser poeta va a resultar cada vez más caro, porque según las leyes del mercado: lo que escasea sube de precio.
    Lu
    (lafolino@gmail.com whatsapp: +541155991820 )
    Me resulta muy difícil empatizar con un nick.

    Me gusta

  3. Y otra cosa, sistah:

    Aunque en estos últimos años vengo residiendo en esa península que citas, lo cierto es que no soy de allí…. -ni ganas en absoluto de serlo-. Me sobran las patrias; ni las entiendo, ni las reconozco ni menos aun las necesito o me interesan. Mi “patria”, patriarcado y mi patriada se inicia y termina donde, tras la constatación de cualquier evento artístico… se eriza mi pellejo.

    Le gusta a 1 persona

    • Hola Marcial. Hubo una época en que los blogs estaban de moda y éramos muchísimos. Tiempos de blogspot. Después vinieron los diarios digitales y los usuarios empezamos a agruparnos ahí. Ahora estamos en WordPress.
      Estaba viendo la entrevista de Lanata y dijo que si fuera joven y recién empezara estaría en internet, seguro.
      Le ganamos de mano. dado que llevo más de 20 en estas tierras sin sol.

      Le gusta a 1 persona

    • HOLA LU, EFECTIVAMENTE CASI COINCIDIMOS EN LA CRONOLOGÍA. YO COMENCÉ CON EL EL CHAT, LAS PÁGINAS DE M.S.N., LUEGO LLEGO COMO ESCRIBES BLOGSPOT, CONTEMPORANEO DE SPACE, Y FINALMENTE LLEGAMOS A WORDPRESS, DONDE ME RADIQUÉ CON TODO CARIÑO. ES VERDAD TANBIÉN QUE ERAMOS MUCHO MÁS ARGENTINOS EN AQUELLA ÉPOCA. ( TODAVÍA CONSERVO UN BLOG EN BLOGSPOT ) EN LOS DIARIOS DIGITALES NO INGRESE. TAMBIÉN COINCIDIMOS EN LOS MÁS DE 20 AÑOS EN INTERNET, EN LO PERSONAL COMENZÉ EN EL 1995. RECUERDO QUE LA CONECCIÓN ERA TELEFONICA. ( DIAL-UP )
      UN PLACER CONOCERTE LU, Y NOS ESTAMOS LEYENDO.
      MIS MEJORES DESEOS,
      MARCIAL

      Me gusta

      • Así es Marcial. Fue una época muy efervescente. También conservo mis blogs de blogspot pero dado que google se resiste a darme derecho al olvido por una publicaciones maliciosas que hicieron insultándome, no los abro al público.
        Recuerdo muy bien la conexión de dial-up . Comencé a bucear en internet en 1997 y en el año 98 me decidí a escribir un mensaje en el libro de visitas de una página que sigue activa pero que ese formato y libro desaparecieron hace años.
        Fui como digo siempre, la primera que se animó a NO USAR NICKS y poner su nombre y apellido. El día que compartí mi teléfono fijo en las redes (no existían los celulares) me llamaron algunas personas asustadas por lo que me pudiera pasar. La verdad es que recibí amenazas y aprietes de todo tipo, pero aquí estoy vivita y coleando para señalar a los malvados como una superwoman del subdesarrollo.

        Me gusta

  4. Pero vamo a vé… ¿es tuyo el texto o te lo han prestado? -Es que…. no me entero-.

    Me mola; en especial el cacho este:

    [ “Cae en terreno baldío su osamenta. – La forma muere idea cuando deja de ser sombra.” ]

    ‘Osamenta. Osamenta’. ¡Qué bien suena ese palabro! Me voy a hacer un concierto de cámara que trate sobre cualquier osamenta de alguien; pero que no sea la mía.

    Y tú, prepárame más… que así me inspiras.

    Me gusta

    • Todo lo que publico en este blog son poemas y prosas propias. Por supuesto que si fueran ajenas las citaría entre comillas y de ser posible, con mención de autor.

      Tengo más de mil poemas listos para la imprenta, sin perjuicio de los 3 libros publicados y las numerosas antologías que recogen una pequeña parte de mi obra. Cuando gustes me convocas a trabajar contigo. Mi mail es lafolino@gmail.com

      Le gusta a 1 persona

      • Me secuestro tu dirección de i-miel. Grasiess por la confiansa.

        Se ve que has estado en la península ibérico-carpetovetónica; pero ya te has pirao otra vez para tus Buenos Vendavales.. . Lástima me pilles vos tan lejos. Me llama la atención que siendo de allí no se te note el deje ese lunfardo o la mera conjugación rioplatense de los verbos. Creo que la literatura en castellano gana más sin ese cambio en lo verbal que se aplica en vuestras tierras y en tu caso es bastante de agradecer que te ciñas al paradigma original de este idioma cervantino. Supongo que es una opción personal de cada cual, especialmente a la hora de plasmar las ideas por escrito. En cualquier caso me gustaría “escuchar” tu opinión a ese respecto… -¡diantres!-.

        ¡Mil poemas son muchos, tú! Pero pokito a poko me iré viéndome los que nos vas obsequiando por akí. Servidor últimamente de creatividad… un tanto bastante mediocrito; más que de escritor andamos en pose lectora, y actitud de estudioso y analista; por eso, para motivarme a veces me paso a consultar los textos de los demás… a ver qué tal les va. Pero lo grave es que tampoco vamos fuertes en lo que a inspiración musical se refiere; y en mi modestísimo caso, eso sí que se torna preocupante.

        Que decíate yo a ti que… este texto tuyo tiene unas posibilidades de armonización musical importantísimas; suena de lo más singular. Y es que… en mi caso, gusto de implementar musicalidad y ritmo en los textos si es que me diera por redactar en clave de “fanfarrias”… y del mismo modo no se me pasa por alto cuando los demás consiguen ese mismo efecto de cadencia y vibración acústica. Hay palabrejas por ahí que de por sí ya suenan bien; pero hay que ampliar el vocabulario si se quiere aprovechar el poderío que permitiría combinarlas entre ellas con un mínimo de sentido.

        Dicen que buena parte de los conjuros y hechizos de magia y brujería de los de antes y de los de ahora se basan en la entonación de sonidos, vocablos y fonemas que disponen de poder energético como para alterar la materia y la realidad. Así que… de poetas a hechiceros… tan solo se cierne una finísima línea; y tú vas por buen camino, si me atengo a esta concreta modalidad de escritos.

        ‘Pos-eso’, puesss (…de tus constructos).

        Y que…¡¡Congratuleisions crack!!

        Me gusta

        • Alex, tu comentario me colmaría de satisfacción si fuera como tú dices.
          A fuer de sincera te diré que mi poesía es absolutamente rioplatense dado que ya no se chamuya en lunfardo como en tiempos de compadritos y galanes. También es cierto que la literatura de la que nos nutrimos en nuestro país está ligada a la española con más énfasis que a la latinoamericana, de la que una ha podido leer engendros catastróficos que llegaron a hacer historia.
          Justamente esta tarde hablaba de poetas, hechiceros y confesé algo que no sé si leíste por ahí, sobre una condición que es menester que revele: soy una lamed vav tzadikim. Esto no tiene nada que ver con la capacidad de engendrar palabrejas ni ampliar el vocabulario, ni con ritmos y cadencias musicalizables.
          Es al revés, esta función (¿misión?) que me ha tocado es algo que perjudica la difusión de mis textos. De ahí que con tantísimos amigos poetas, artistas y periodistas como tengo, nunca se haya mencionado mi nombre en la prensa sino con fines del desprestigio y la acusación vacía de parte de personas mediocres y con un elevado poder económico.
          También es cierto, que estoy convencida de que los metros, los tropos, las rimas, las figuras retóricas no pueden ser obviadas a la hora de escribir poesía.
          Me sorprende la liviandad con que se especula que el verso libre debe ser tan libre que apeste a corrupción de libertinaje. Porque en esos versos hay carreteras que si no se siguen se termina en el quinto infierno.
          Leo tu prosa de crítica literaria y descubro que tu oído musical y tu facilidad para la métrica están insertas en cada oración. En algunas me encontré contando sílabas para comprobar que no me equivocaba en el diagnóstico y eureka.
          Lo que dicen del poder energético del lenguaje oral lo suscribo a la letra, y el mayor prestigio que alcancé alguna vez fue que mis ancestros mujeres (no diré ancestras ni loca) eran brujas y hechiceras de Stromboli.
          Esa misma Stromboli del Viaje al centro de la tierra, de Julio Verne, que soñara Borges con su cristalización para la historia del personaje de ficción cuya vida real figura en autos, Snorri Sturluson.
          Mira qué abrumadora coincidencia que el personaje principal de la novela de Verne se llama Axel. Y olé.

          Le gusta a 1 persona

        • Sobre mi viaje a tu país fue como suele ser cada vez que lo visito, maravilloso. Me siento una más entre los españoles y en las distintas oportunidades que pude estar allí fue siempre bien recibida por los “gashegos”.

          El próximo será al Sur de Italia. Me debo ese reconocimiento con los orígenes que te conté. No obstante, y fiel a mis principios, me daré una vuelta por mi España en el corazón.
          El destino no deja de sorprenderme porque conocí un chico argentinólogo de pura cepa madrileña, que leyó Rayuela dos veces, y eso solo es de por sí un augurio, la señal de que ya compartimos el mismo planeta y nuestras pequeñas diferencias nos enriquecen en lugar de distanciarnos.

          Le gusta a 1 persona

          • ¡Jorobas! Pues si la tradición de los ‘lamed vav tzadikim’ no ‘tié’ nada que ver con lo de aunar vocablos… ahí sí que no me meto a enjuiciar ni menos aún… a tratar de combinar acústicas sonadas ni sonoras. ¡Menúo palabrejo, ese!

            De tratarlo osaría a rezar rimas jugando más con el sonido de ‘Stromboli’; ya que, de hecho diseñé una vez una breve sintonía baladí y un tanto pánfila y pomposa para una cadena TV, y me dio por bautizarla de tal modo. Porque además, esa denominación alegre sí que me suena a Pinochos… y a Gepettos y otros castings de algodón, piedra y cartón, crayón y tiza o acuarela y óleo. Servidor, de aquel país solo alcanzó a deslizar por las nieves de Dolomitas y navegar por los Lidos y canales de Venezia; aunque también algo del Duomo milanés inmenso y férreo, incólume, aguzado y puntiagudo perdura igualmente en mi memoria. Y… poco más que las costas que lindan con Montecarlo y una vez bien superada y alcanzada la ciudad de navegantes genoveses.

            Otra cosa: Mis comentarios siempre se ciñen a la realidad real, realista y regia. Otra cosa es que se me crean o no. Así que… ¡no me dudes nada más te inicias en tus réplicas! Y… ¡sé satisfecha, my woman! You deserve it.

            Eso que alegas acerca de “mi país”… témome que tal país no se trate del mío. Pero entiendo tus clamores y tus loas, alabanzas y disfrutes al hollar aquellos suelos que tú sí sientes como tuyos, como propios. como amigos.

            Conclusión: Que me tengo que empapar más de Talmudes, de Zohares, de Tanajs y de Rayuelas. Que si nonsss… por aquí ‘nomás’ gestaremos ridículos.

            Y discúlpeseme el retardo, madmoiselle de tus Pampas. Estaremos pendientes de tus réplicas, tus éticas y estéticas; tus prosas y tus métricas; vítores y alabanzas.

            Y otra cosa: Tu gentil y transparente hospitalidad límpida me abruma y me conquista.

            De modo que… muchas ‘zenkius’

            Le gusta a 1 persona

            • Gracias, gracias por tus palabras. Me sonrojo. ¿Estás viendo mis cachetes colorados?
              A los amantes de la literatura nos consuela saber que hay muchos buenos escritores que van buscándole un estilo a su prosa o poética para perpetuar la historia del lenguaje oral y escrito. De tanto bucear entre los contemporáneos, bien apadrinados por las tres o cuatro editoriales del sistema, llegué a creer que el mundo de las letras se circunscribía a clásicos en el olvido de las bibliotecas y universidades y/o escritores de la prensa puestos a novelar cuestiones trilladas a modo de crónica y olvidé el placer de la lectura a solas que exige un poco de esfuerzo, que tampoco es que abunde demasiado. Me debo la obra de Javier Marías que es a quien me remite el modo en el que respondes mis mensajes. Sos (eres) muy mucho parecido a los caballeros del reino de Redonda.
              Lo de cordial y afable… hombre… lo fui siempre, como corresponde. El punto es que hubo una prensa infame que me hostigó por razones políticas y algunos creen lo contrario.
              Ya pasó. Esa historia está archivado en el disco duro y dudo que tenga interés para alguien excepto para mí, como es evidente. Estoy, ahora, a la espera de que google quite de sus búsquedas las páginas que me perjudican y que deberían haber merecido réplicas en papel y que el poder corporativo prefirió enlodar y desestimar.
              Mi país es Argentina, pero mi país es el mundo. Sucede que los argentinos somos hijos de la inmigración y entendemos la multiculturalidad como un hecho natural e intrínseco a la evolución. Por lo menos, así era hasta que arrasara el conventillo de la Kristina, con su soberbia y su afán de ser la reina de los pobres (cosa para la cual trabajó con ahínco dejando un tendal de pobres, desclasados, indigentes e incapaces de hecho y derecho, en una cantidad tan abrumadora que nunca fue concebida por los argentinos, que tenemos una breve pero riquísima historia cultural.
              Me sorprendiste (¿me sorprendiste? no y no, ya nada me sorprende) con esa melodía que lleva por nombre Stromboli (pronúnciese; Strómboli) Ay… si supieras lo que hay detrás, comprenderías por qué la escribiste y por que la eligió la cadena de tv. Pero eso, pequeño Adams, es otra historia.
              Stromboli no tiene rima consonante en español. En italiano, puede ser. No investigué.
              En otro orden de cosas, sigue abierta mi invitación. Soy muy tímida y no me gusta hablar en espacios abiertos, por pocos que fueren los lectores, sobre temas personales.
              Besos a tu alma, como dice María del Mar.

              Le gusta a 1 persona

    • Lu, sistah: Lamentablemente se me pasó constatar y contestar esta respuesta tuya, emitida en su día; algo no cirula bien en el sistema de avisos de WordPress… o según para quién se trate. Para cualquier ocasión que se te tercie tú también dispones de mi correo; úsalo y cuéntame lo que te plazca. Me halaga congeniar con cualquiera que se precie de ser un T.I. …-como fue y ha sido igualmente mi caso-.

      Por otro lado, me asaltó la curiosidad de comprobar cómo escribe Javier Marías… así como saber dónde puñetas obra y se holla ese ‘reino de Redonda’. ¿No será el de los Lancelots, Percivales y Cámelots?

      Y a más detalles… sí que parece cierto que la Kristina os ha montado un buen kristo; pero en otros enclaves no viene a ser muy diferente. A partir de determinados estamentos de poder resistirse a la agenda de los llamados ‘dueños del mundo’ viene a ser un imposible. Sale más barato apearse de ese mundo y edificar uno propio.

      Estaré donde ya sabes.

      Le gusta a 1 persona

Los comentarios están cerrados.